Sumergibles





Sumergibles para la Industria e Investigación

Cornelius van Drebble construyó en 1620 uno de los primeros sumergibles. Accionado por 12 remeros, recorrió 5 m por el Támesis bajo la superficie. El posterior desarrollo de pequeños submarinos estuvo dirigido esen­cialmente a objetivos militares. Sólo en la década de los años 60 se prestó mucha aten­ción al desarrollo de sumergibles para la in­vestigación científica o la ingeniería subacuá­tica. Desde 1960 se han construido más de 50 sumergibles, con una gama de profundidades de 100 a 2.000 m y despla­zamientos de 5 a 100 toneladas.

Los modelos actuales de sumergibles de trabajo, usados principalmente en investiga­ción biológica y geológica, son casi todos de 10 a 20 toneladas y llevan un piloto y uno o dos observadores que entran en el sumergible desde el barco nodriza. Durante la inmersión, el interior se mantiene a presión atmosférica.

Desde 1973 se han usado cada vez más los sumergibles en la industria submarina del petróleo y el gas natural para inspección de oleoductos, reparaciones y exploración de zo­nas para la instalación de plataformas. La de­manda de sumergibles para investigar gran­des profundidades comenzó en 1930, cuando O. Barton y W. Beebe bajaron a 425 m, en las Bermudas, dentro de una esfera de ace­ro a presión o batisfera, bajada con un ca­ble desde un barco. En 1960, J. Piccard y D. Walsh bajaron 10.917 m hasta el fondo de la sima Challenger, en la fosa de las Marianas.

 batiscafo FRNS 3

El batiscafo FRNS 3 consiste en una esfera a presión, provista de una escotilla y de una ventana cónica de plexiglás. Se entra a través de una esclusa de aire. Los tanques de flotación están situados en comparti­mientos construidos con planchas de metal liviano y rellenos de gasolina. Para bajar, se inundan los demás tanques y la esclusa de aire. En profundidad, el movimiento lateral se logra con motores eléc­tricos, y para subir se libera lastre de plomo.

El sumergible VOL-L1

El sumergible VOL L-1 opera hasta 365 m de profundidad. El piloto, el supervisor de inmersión y el observador van en la proa a presión atmosfé­rica, mientras que los dos buzos en el compar­timiento exterior están presurizados conforme al nivel de trabajo.



  • batisfera
  • el batiscafo
  • sumergible vol l1
  • batiscafo

  • fosa de las marianas
  • novedades android

Comentarios:

Loading Facebook Comments ...
Loading Disqus Comments ...
Deja tu comentario
Tu Comentario